Actualidad Adventista

La UAE lamenta los dos fallecidos a causa del virus Covid-19

Nuestro más sentido pésame y que Dios les dé la fortaleza que necesitan en este momento, cuando las familias están destrozadas por no poder ni siquiera hace un servicio religioso de despedida.

Tags from the story
Nuestro más sentido pésame y que Dios les dé la fortaleza que necesitan en este momento, cuando las familias están destrozadas por no poder ni siquiera hace un servicio religioso de despedida.

El equipo de la Unión Adventista Española se une a la pena que embarga a dos de las familias de le feligresía nacional, por el repentino fallecimiento causado por el COVID 19, a nuestros amados hermanos:

  • PAUL MARDARE, a los 67 años, perteneciente a la iglesia de Coslada (Maranatha), pasó al descanso el 20 de marzo. El hermano Paul, era muy conocido en las iglesias de Madrid por su don poético. Participaba en varios programas recitando versos con temáticas en torno a la preparación para el segundo advenimiento. Siempre tenía libros de esperanza cristiana en su maletero  para ofrecer a cualquier persona. Apoyó mucho la obra misionera en África y en otras partes del mundo. La iglesia lo echará mucho de menos.
  • ANTONIO PÉREZ, a los 85 años, perteneciente a la iglesia de Badalona (Cataluña), cesó su caminar el 22 de marzo. La familia conocieron el evangelio en los años ´70. Durante muchos años desempeños el cargo de diácono, al lado de su esposa que sirvió como anciana. Años de servicio y dedicación de entrega en la iglesia de Badalona sirviendo al Señor. Lo que caracterizaba a nuestro honorable hermano era su fidelidad a la palabra de Dios y al servicio de la iglesia. Ha dejado un gran vacío en la comunidad y siempre lo recordaran por su entrega.

Condolencias de la UAE

Expresamos nuestras más sentidas condolencias y nos unimos de corazón al dolor que enluta la comunidad adventista de España y especialmente las iglesias de Coslada y Badalona, y formulamos nuestras más fervientes oraciones para alcanzar el consuelo y la esperanza en las firmes promesas del Señor Jesucristo a los familiares de nuestros hermanos, Lidia, esposa, e hijas Daniela y Corina, y respectivamente, Antonia, esposa y los hijos, Susana, Antonio y Cristina.

Cuando alguien que tanto amamos muere en una situación rápida e inesperada, no hay forma de evitar la tristeza y tener un vacío profundo en el alma, pero tenemos la bendita esperanza de que pronto los volvamos a ver en la nueva tierra donde reinarán como sacerdotes y reyes de Cristo, el Señor e irán guiados a las fuentes de agua viva por el Cordero que los pastoreará.

Nuestro más sentido pésame y que Dios les dé la fortaleza que necesitan en este momento, cuando las familias están destrozadas por no poder ni siquiera hace un servicio religioso de despedida.

¡Pronto Cristo vendrá!, y allá queremos encontrar  a nuestros amados hermanos en el mar de cristal alabando al Señor por toda la eternidad.

Autor: Richard Ruszuly, secretario ministerial de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en España.
Imagen de portada: Photo by Isaac Mehegan on Unsplash. Imágenes de los fallecidos con permiso de las familias. 

Tags from the story
0