Skip to main content

Estos primeros meses del año la iglesia de Burgos hemos celebrado diversas actividades de evangelización, incluyendo el Día de impacto. Además, hemos disfrutado de la fiesta bautismal de nuestra hermana Virginia, y despedido con cariño a una familia brasileña que ha estado con nosotros desde octubre. 

La iglesia Adventista Del Séptimo Día de Burgos, a través del nuestro Departamento de Ministerio Personal y Comunicaciones, hemos estado motivando a los hermanos para que Burgos sea alcanzada con la palabra inspirada y que se sepa en toda la región, que estamos en la calle Madrid, 38 de Burgos. Además, estamos desarrollando la iniciativa de la emisión de programas, publicación de reflexiones, repaso de la lección de la Escuela Sabática, etc. en las principales plataformas y redes sociales.

Celebraciones de marzo

En marzo de 2024, los hombres de nuestra iglesia se pusieron de acuerdo para la formación del Ministerio de los Hombres, con el propósito de homenajear a las mujeres por el Día Internacional de la Mujer Trabajadora. Ellas, por su parte, les prepararon a los hermanos, una linda fiesta para agradecer al Señor por los padres, recordando que el Señor es el principal de todos los padres.

En mayo, celebramos el Día de impacto y una fiesta bautismal

Hace mucho solicitamos al Ayuntamiento de Burgos el permiso para poner nuestra mesa informativa, pero seguimos sin respuesta. Por eso, el 4 de mayo, Día del impacto, un buen grupo con su pastor, salimos igualmente a repartir el libro El conflicto de los siglos y otros materiales, a los habitantes de Burgos y transeúntes. No es necesaria una mesa, no hay excusas, cuando el corazón está dispuesto a trabajar para Cristo.

De las muchas experiencias vividas durante el Día de impacto, lo que más nos llamó la atención fue que los jóvenes estaban más abiertos y dispuestos a recibir un libro de regalo, que las personas adultas o mayores.

Para seguir la dinámica y la misión, el día 18 de mayo, se celebró una linda fiesta bautismal, siendo la segunda realizada dentro del templo con una piscina instalada para la ocasión. Esta vez era nuestra hermana Virginia M. quien realizaba su pacto con el Señor.

Despedida de Ivanildo, Rivia y Gabriel

Burgos, aparte de ser una ciudad turística como la mayoría de las ciudades Españolas, es también una ciudad universitaria que, frecuentemente, recibe a hermanos que vienen de otros lugares para hacer cursos de Maestría, Doctorado, publicaciones académicas, etc. Esta vez, tuvimos que despedir la familia de nuestro hermano brasileño, el profesor Ivanildo, su esposa Rivia y su hijo Gabriel, quienes desde el mes de octubre pasado, estuvieron aportando su alegría y motivación a nuestra comunidad, como otros que pasaron antes de ellos.

En la despedida, se tomó el compromiso de que ellos se mantengan firmes en la fe, al igual que nosotros, para que si no volvemos a vernos en este mundo, nos encontremos en la Patria Celestial.

El desafío de la Misión

El desafío de la misión sigue con firmeza y determinación, porque es importante recordar que nuestra inversión, labor y sacrificio en la predicación del evangelio tiene un propósito espiritual que trasciende esta vida terrenal. Además, los más beneficiados cuando compartimos a Jesús somos siempre nosotros.

A Dios toda honra y gloria ahora y para siempre. Desde estas líneas, dejamos nuestro agradecimiento al Señor y a todos los hermanos que aportando su granito hacen con que la predicación del evangelio en Burgos, sea una realidad entre los adventistas del Séptimo Día.

Autor: Amarildo Guimarães Souza, pastor de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en España. 

Leave a Reply

Revista Adventista de España