Skip to main content

Agradecimiento UcraniaLa Unión Ucraniana de Conferencias de la Iglesia Adventista del Séptimo Día ha enviado una carta de agradecimiento por el apoyo recibido durante la guerra. Una guerra que, lamentablemente, todavía continúa. 

En nombre de la Unión Ucraniana de Conferencias de la Iglesia Adventista del Séptimo Día, sus administradores, pastores y miembros de la iglesia, les expresamos nuestra sincera gratitud, queridos hermanos y hermanas de la Iglesia mundial, y líderes de varios niveles de la organización de la iglesia.

No han dejado sola a la Iglesia en Ucrania con una terrible tragedia: una guerra que está trayendo tanto dolor, llanto, destrucción, sufrimiento y muerte a la nación ucraniana. Su apoyo, que se ha dado y se sigue dando desde diferentes Divisiones del mundo en sus diversos aspectos, simplemente nos maravilla por su amor, oraciones constantes y sacrificio. Esto nos inspira a los administradores, directores de departamentos e instituciones y pastores a servir a Dios y a las personas. Esto inspira a la Iglesia en Ucrania a cumplir la misión de Cristo a pesar de las circunstancias difíciles.

Hoy, el país sufre grandes interrupciones o ausencia total en el suministro eléctrico. Casi el 50% del sistema energético de Ucrania fue destruido o dañado por misiles y ataques con drones en instalaciones de infraestructura crítica del país, que causaron interrupciones en Internet y las comunicaciones móviles. Sufrimos falta de electricidad, calefacción, agua, etc. En general, las dificultades son considerables, tanto para el país en su conjunto, como para la Iglesia en particular.

Sin embargo, a pesar de todos estos problemas, la Iglesia en Ucrania, gracias al Señor, gracias al apoyo de la familia de la Iglesia mundial, y la dedicación y lealtad de los pastores y miembros de las iglesias locales, continúa llevando a cabo la misión de Cristo de salvar personas. La Iglesia sigue activa tanto en el ministerio social como en el evangelístico.

El mundo entero está ayudando a nuestro país y al pueblo ucraniano de todas las formas posibles para que podamos resistir y derrotar el mal que ha llegado a nuestra tierra. Sin embargo, nosotros como Iglesia entendemos que además del servicio social, es nuestro deber dar a nuestro pueblo, niños, soldados y oficiales el pan espiritual, que es la Biblia. Desafortunadamente, aparte de nosotros, nadie se hará cargo de eso, por lo que se creó el proyecto «1,000,000 de Biblias para Ucrania». Si alguien de sus divisiones, uniones, conferencias o iglesias locales quisiera ayudar a Ucrania de alguna manera, entonces la ayuda para este proyecto sería lo que necesitamos. Compartimos con usted un enlace al sitio web de este proyecto donde puede encontrar un sueño extraordinario que impulsó el proyecto, las actualizaciones recientes y los informes.
www.bibleforukraine.com

Una vez más, acepte nuestra más profunda gratitud a Dios y a usted, que puso su granito de arena y demostró que realmente somos la familia mundial de Dios. Agradecemos su apoyo que hizo que este tiempo fuera menos desafiante para nosotros.

El Señor les bendiga abundantemente a ustedes, a sus familias e iglesias durante esta temporada festiva.

Que el Salvador traiga la paz a Ucrania y a todo el mundo.

Que Jesucristo vuelva a este mundo miserable para destruir el pecado y sus consecuencias para siempre y establecer Su reino eterno de paz, felicidad y gozo.

¡Queremos estar contigo algún día!
Maranatha – «¡Ven, Señor Jesús!»

Autor: Consejo Ejecutivo de la Unión de conferencias de Ucrania, de la Iglesia Adventista del Séptimo Día (Stanislav Nosov, presidente; Volodymyr Velechuk, secretario; y Vitalii Kryvoi, tesorero). Traducido por Óscar López, pastor y presidente de la Unión Adventista Española.

 

Hay un comentario

  • Manuel Vega Martínez dice:

    A través de qué canales es posible colaborar con el proyecto Ucrania, «Un millón de Biblias».
    ¿Sería posible mediante la tesorería de iglesa? Sin duda sería la ideal.

Deja un comentario