Actualidad Adventista

Modelo educativo y pedagógico del Departamento de Educación de la UAE

Resultado de la labor de comisiones de trabajo, y del asesoramiento de los responsables de las diferentes instituciones del SEA de España.

Tags from the story
Resultado de la labor de comisiones de trabajo, y del asesoramiento de los responsables de las diferentes instituciones del SEA de España.

Con el fin de clarificar los elementos básicos del ideario del Sistema Educativo Adventista (SEA) de España, se ha votado en el consejo de la UAE el Modelo Educativo y Pedagógico al que nos adscribimos (un texto que concreta el documento presentado en el Plan Estratégico).[1] Este es el resultado de la labor de comisiones de trabajo, y del asesoramiento de los responsables de las diferentes instituciones del SEA de España, coordinados por el departamento de Educación. Lo hacemos público para conocimiento de todos los miembros de iglesia, y familiares o responsables tutelares de los alumnos de nuestros colegios.

Misión y visión del Sistema Educativo Adventista (SEA) 

Misión

El Departamento de Educación de la Iglesia Adventista del Séptimo  Día, es el organismo encargado de velar para que su sistema educativo provea una educación integral con altos estándares de calidad dentro de la diversidad. En cumplimiento de esta misión, y sustentado en los principios, creencias y valores de la Biblia y de acuerdo a  la legislación vigente, este Departamento organiza, lidera, conduce y cohesiona equipos de trabajo, para el logro de los resultados propuestos en los Centros Educativos de  la Iglesia Adventista Española.

Visión

Ser un sistema integrado de educación adventista y reconocido en el contexto social de la iglesia y de la sociedad. Comprometido con el desarrollo equilibrado y saludable de las facultades físicas, mentales, espirituales y socioemocionales de los estudiantes. Interesado en la calidad de la gestión docente y directiva, dentro de un buen clima organizativo y fomentando el valor del esfuerzo, el respeto, la solidaridad, la cooperación y  la innovación, así como el desarrollo máximo de sus potencialidades. Implicado en la búsqueda de la satisfacción de todos los elementos de la comunidad educativa.

Ideario

La filosofía adventista de la educación es cristocéntrica. Los adventistas creen que, bajo la dirección del Espíritu Santo, el carácter y los propósitos de Dios pueden ser conocidos, tal como están revelados en la Biblia, en Jesucristo y en la naturaleza. Las características distintivas de la educación adventista, derivadas de la Biblia y de los escritos de Elena de White, apuntan hacia el objetivo redentor de la verdadera educación: restaurar a los seres humanos a la imagen de su Creador.

Los adventistas del séptimo día creen que Dios es infinito en amor, sabiduría y poder. Y que se relaciona con los seres humanos de forma personal, presentando Su carácter como la norma esencial para la conducta humana y su gracia como el medio de restauración.

Los adventistas reconocen que los motivos, los pensamientos y el comportamiento humanos están por debajo del ideal de Dios. La educación, en su sentido más amplio, es el medio para restaurar la relación original de los seres humanos con Dios. Trabajando juntos, el hogar, la escuela y la iglesia cooperan con los agentes divinos en la preparación de aprendices de una ciudadanía responsable en este mundo y en el mundo venidero.

La educación adventista transmite más que conocimiento académico. Promueve el desarrollo equilibrado de la persona como un todo: espiritual, intelectual,  físico y social. Su dimensión en el tiempo es la eternidad. Busca desarrollar una vida de fe en Dios y respeto por la dignidad de todos los seres humanos;  edificar caracteres semejantes al Creador; estimular a pensar en lugar de ser simples reflectores del pensamiento de otros; promover el servicio por amor en lugar de la ambición egocéntrica; asegurar el máximo desarrollo del potencial de cada individuo; y adoptar todo lo que es verdadero, bueno y bello.

El núcleo del currículo

El desarrollo del currículo adventista se define por la cosmovisión adventista y se basa en nuestra filosofía subyacente. Este proceso básico incluye cuatro etapas superpuestas: propósito, plan, práctica y producto.

Propósito

  • Integrar la cosmovisión adventista y su filosofía en el currículo nacional y autonómico.

Plan

  • El currículo, se refiere a los componentes de enseñanza (cuestiones esenciales, contenido, competencias, evaluaciones, actividades y materiales) de un curso particular de estudio. Las normas, lo que los alumnos deben saber (contenido) y ser capaces de hacer (competencias), sirven como marco para el desarrollo curricular. Es la planificación sistemática, reflexiva y organizada de unos contenidos en base a unos objetivos y competencias a través de unos recursos y todo ello revisado para su mejora y comprobación a través de una evaluación. Esto se lleva a cabo cada año y para cada uno de los cursos establecidos.

Práctica

  • Los alumnos progresan de muchas maneras diferentes. Un ciclo de aprendizaje natural y amigable para el cerebro sugiere que los alumnos aprenden mejor cuando pueden conectarse a la experiencia personal (conectarse), desarrollar una comprensión conceptual (explicar), practicar y aplicar nuevos conocimientos (aplicar) y sintetizar para crear nuevas ideas (ampliar). Se tienen en cuenta los siguientes principios en el proceso de enseñanza-aprendizaje:
    • Las condiciones para el aprendizaje significativo:
      • La potencialidad lógica del contenido. Exige que el contenido sea relevante, no arbitrario, con una estructura y coherencia interna.
      • La potencialidad psicológica del propio contenido. Que en el alumnado existan conocimientos previos que permitan la asimilación de los nuevos.
      • La disposición favorable del alumno para aprender significativamente.
    • Las condiciones para que se pueda atribuir sentido a los aprendizajes.
      • El alumnado sabe lo que tiene que hacer, cómo y por qué hacerlo.y
      • Contenido susceptible de generar un interés en el alumnado.
      • Que el alumnado se sienta competente.
    • Los procesos interpsicológicos responsables del aprendizaje entre iguales.
      • El conflicto entre puntos de vista moderadamente divergentes.
      • La regulación mutua por medio del habla y el apoyo mutuo.
      • Los aspectos afectivos y relacionales vinculados al aprendizaje.
    • Los mecanismos de influencia educativa entre profesor y alumnos.
        • Ambiente de aprendizaje caracterizado por el orden, los elogios y la motivación positiva.
        • Se da prioridad a las actividades en grandes grupos.
        • Métodos de instrucción caracterizados por preguntas de bajo nivel pero con supervisión del trabajo.

Producto.

  • La evaluación es una parte integral del proceso de aprendizaje y enseñanza que debe estar claramente alineado con los estándares curriculares establecidos y las experiencias de aprendizaje. Se debe comprobar si se han conseguido los pasos anteriores y en qué grado. Para ello, es necesario una evaluación que nos indique estas cuestiones de forma que se pueda mejorar en lo sucesivo. Esta evaluación debe ser clara, específica, significativa y oportuna. Los maestros reflexivos utilizan una variedad de prácticas de evaluación adecuadas para medir el rendimiento de los alumnos e informar la instrucción.

Principios identificadores

Todo Plan Estratégico necesita fundamentarse en un ideario y concretarse en una serie de principios que identifiquen el proyecto y le aporten direccionalidad. En este sentido se expresan los indicadores, los fines y los propósitos. Los indicadores señalan los elementos distintivos del Plan Estratégico y permiten esquematizar su estructura. Permitirán, a su vez, valorar el equilibrio en los avances y las áreas a fortalecer, mantener o innovar.

Los fines nos enfocan hacia el horizonte hacia el que nos dirigimos y proponen la perspectiva adecuada para establecer objetivos y cronogramas. Finalmente, los propósitos muestran las  intencionalidades del Plan Estratégico, las  razones que nos motivan a trabajar  y ejecutar lo planificado. Abren  el corazón de lo íntimo para expresar los anhelos y  expectativas.

Valores

  • En búsqueda de una educación preservadora y transformadora de la naturaleza.

    • Respeto
    • Belleza
    • Cuidado y conservación.
  • En búsqueda de una educación como proceso de construcción personal y social.

    • Verdad
    • Servicio
    • Dominio propio o autorregulación.
    • Higiene

  • En búsqueda de una educación plena y a lo largo de la vida.

    • Integridad
    • Empatía.
    • Solidaridad
    • Probidad (ética en valores).
  • En búsqueda de una educación cristocéntrica y fundamentada en la Biblia.

    • Fe
    • Confianza
    • Amor
  • En búsqueda de una educación en la complejidad.

    • Libertad
    • Respeto
  • En búsqueda de una educación de excelencia e impacto.

    • Excelencia
  • En búsqueda de una educación de transcendencia relacional

    • Humildad
    • Empatía.

  • En búsqueda de una educación implicada con la responsabilidad ambiental

    • Responsabilidad
    • Solidaridad
  • En búsqueda de una educación preservadora y transformadora de la sociedad

    • Justicia
    • Lealtad
    • Paz
  • En búsqueda de una educación redentora y restauradora

    • Esperanza

Perfil

  • Perfil de la institución.

    • El sistema educativo adventista de España promueve la formación íntegra de personas fundamentándose en los valores bíblicos y un claro sentido de misión cristiana. El sistema educativo adventista de España trabaja en pro de la calidad del servicio con procesos de mejora como respuesta a su compromiso con la excelencia.  Propicia el desarrollo de relaciones interpersonales y de trabajo colaborativo, basadas en el respeto y la empatía, el amor al prójimo. Asimismo promueve la convivencia en la diversidad, desde donde se fortalecen los vínculos de respeto multicultural.
  • Perfil del educador (docente y no docente).

    • El educador del sistema educativo adventista de España se identifica con los valores institucionales que lo llevan a desempeñar su misión, procedente de una relación trascendente y vivencia equilibrada. Domina adecuadamente su área de conocimiento y los medios más eficaces de transmitirla y de integrar la fe en la enseñanza-aprendizaje. Sus competencias para la instrucción y tutoría le permitirán colaborar con la transformación de las vidas de los alumnos y de la comunidad. Es respetuoso y abierto a perspectivas diferentes e innovadoras, lo que beneficia su trabajo de forma colaborativa e interdisciplinaria. Se posiciona como prescriptor en el desarrollo de sus estudiantes, tanto en valores como en gestión de la enseñanza-aprendizaje.
  • Perfil del graduado.

    • El graduado del sistema educativo adventista de España disfruta de una formación  íntegra,  sustentada en valores bíblicos.  Es una persona que ha desarrollado competencias en el pensar, el sentir y el hacer. Manifiesta pensamiento reflexivo y creativo que le permite crecer como persona en equilibrio y apertura de mente. Posee competencias comunicativas en un entorno de diversidad, que facilitan las relaciones interpersonales y el trabajo en equipo. Muestra compromiso con un estilo de vida saludable y con el  uso responsable de los recursos de este planeta. Es un agente de mejora del medio y de la sociedad, motivado por el amor y la solidaridad.

 Fines

  • Desarrollar la formación de un carácter a imagen de Jesús.
  • Realizar una enseñanza fundamentada en la Biblia.
  • Inspirar ideales que permitan desarrollar lo bueno, lo noble, lo justo y lo bello.
  • Formar en una educación que sostenga deberes sociales como la empatía, el respeto y la benevolencia.
  • Velar por una formación integral que responda a los principios de salud y de trabajo honesto y eficiente.

Propósitos

  • Facilitar el acercamiento a lo trascendente.
  • Mostrar sin distorsiones lo que a Dios le agrada.
  • Disfrutar de todo aquello que beneficia a las personas.
  • Potenciar el espíritu de relación y ayuda.
  • Enfatizar el don de la vida en plenitud y realización.

Indicadores

  • Redención. Permite que todos los agentes del proceso educativo constaten que han sido salvos por Jesús y que tienen acceso a la vida eterna.
  • Posibilita que por medio de la enseñanza-aprendizaje, fundamentadas en la Biblia, la persona encuentre su verdadera identidad.
  • Proporciona una dinámica de mejora que deviene en un desarrollo de calidad de la persona.
  • Misión. Vincula a la persona con otras personas y promueve un espíritu colaborativo en lo social y en lo espiritual.
  • Facilita el desarrollo de una vida que va más allá de lo meramente intelectual y se proyecta en competencias de vida y hábitos de salud.

Descarga el PDF aquí: UAE MODELO EDUCATIVO.PDF

Autor: Víctor Armenteros. Responsable de Educación y Gestión de Vida Cristiana de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en España.
Imagen: Photo by Element5 Digital on Unsplash

NOTAS

[1] Véase en https://educacion.adventista.es

 

Tags from the story