Skip to main content

Del 11 al 13 de noviembre de 2022, el Ministerio de Infancia, Adolescencia, Familia y 60+ (MIAF+) de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en España, ha visitado Croacia. 

Una invitación muy especial

Este verano, en el congreso de jóvenes de Finlandia, el pastor Zlatko (Director de Ministerios de la Infancia en la Unión Adriática) se acercó para contarme su deseo de invitarme a su Unión para que forme a sus líderes en el departamento de infancia. Me contó que estaban buscando ideas distintas para enriquecer su mirada y animar en el trabajo con los más pequeños.

Para mí fue una sorpresa, no entendí por qué me lo pedía e incluso pensé que se estaba equivocando de persona. Luego supe que los misioneros brasileños en Albania seguían los contenidos de la Unión española. Debido al video promocional que hicimos para el congreso de Finlandia, también estaba al tanto de lo que estábamos haciendo aquí.

Compartiendo proyectos

Croacia MIAFDesde que tomamos el voto como Unión del cambio de currículum he estado trabajando en el programa de Escuelas Sabáticas Infantiles, la realidad esque el contenido de MBMT es muy bueno, pero es un contenido que no tiene propuesta desarrollada para el programa de las ESI, algo que pone muy nerviosos a los maestros.

Como he estado formándome en Godly Play pensé en utilizar los principios esenciales de este método y transmitirlos para darles esquemas fáciles de reproducir a los maestros en sus propias escuelas sabáticas y aprovechar también la oportunidad para actualizar las estrategias pedagógicas que nos acerquen a las infancias actuales pero que no les dejen indiferentes a la espiritualidad. Por lo tanto, compartí esta visión que llamo PACTOS, es un acrónimo de: Presencia, Atención Consciente, Comunidad, Toque, Ofrecer y Sábado, y con este acrónimo un recordatorio del esquema básico para desarrollar en las ESI.

Así fue que terminé compartiendo en Croacia 2 plenarias (PACTOS en dos partes), 2 workshops (LIBI: teoría y práctica) y 2 exchange ideas (donde compartí nuestros contenidos audiovisuales disponibles para traducir).

Agradecimiento a Alex

Como sabéis, no hablo inglés, solo entiendo como para defenderme. Este era un reto que compartí desde el primer momento con Zlatko, quien me dijo que no me preocupe porque tenía algunas personas en su unión que hablaban español y podrían traducir al Croata. Pero Estaría también Karen Holdford y me preocupaba no poder comunicarme ni con ella ni con nadie más. Hablé con Alexandra Mora (Alex, para los amigos), quien conoce todos nuestros recursos y contenidos y sigue de cerca las propuestas MIAF y estuvo disponible para venir.

Y debo decir que ha sido una bendición. Un croata me tradujo del español al Croata, pero Alex tuvo que traducir al inglés para Karen y los albaneses que no entienden Croata (los eslovenos más o menos se enteran, es como el portugués con el español).

Ella me fue doblando en todas las ocasiones en las que la comunicación era más profunda que pedir un vaso de agua. Así que esto ha enriquecido muchísimo los intercambios con todos los que se acercaban fuera del momento de plenaria.

Estoy agradecida a Alex por su continua (y excelente) disposición a servir.

La iglesia en Croacia

Croacia es un país muy europeo, se ve desarrollado aunque pequeño, pero con un nivel adquisitivo y educativo promedio alto, por momentos me recodaba a Suiza, aunque sus gentes se ven más bohemias o cosmopolitas.

La iglesia en toda la Unión Adriática, en cambio, es pequeña, con pocas personas formadas, con pocos niños y grandes desafíos.

El encuentro fue en un hotel que había sido un antiguo hospital de posguerra y actualmente funciona como centro de rehabilitación.

Asistieron unas 80 personas de los 3 países que componen la Unión (Eslovenia, Croacia y Albania). La organización fue sencilla, con pocos detalles, pero con todo lo necesario para tener un fin de semana enriquecedor. Con muchas horas sentados escuchándonos a Karen y a mí, pero con pequeños espacios de trabajo, por grupos pequeños para ir comentando lo que mencionábamos.

Me quedé con preguntas. Debido a la limitación del idioma no pude saber qué se llevaban de todo lo recibido. Aunque es cierto que varias personas se acercaron a agradecer en inglés, o a intentar comentar algún aspecto de lo compartido. Pude ver en sus rostros gratitud, unas sonrisas muy amables y unas miradas agradecidas al despedirme, que me llenaron el corazón.

Albania solicita misioneros

Supe por una madre homeschooler (que es influencer en Croacia) que están necesitados (al igual que nosotros) un cambio en la educación. También, hablé con los albaneses (Albania es un país con 70 adventistas en total) que están soñando con abrir alguna escuela como estrategia de evangelismo. De momento tienen un kindergarden y es hermoso ver lo que están haciendo con esas familias, todas no creyentes. La misión en Albania nos abre las puertas para recibir misioneros de España que quieran servir un año allí.

Testimonio

Quería compartiros para terminar que conocí a dos jóvenes croatas con unas historias preciosas sobre cómo conocieron al Señor en este último tiempo. Ambas católicas, universitarias. Que dieron con la iglesia adventista prácticamente solas, por obra del Espíritu Santo, que actuó a través del testimonio de dos adventistas que realmente vivían lo que creían, aunque no hablaban abiertamente de Dios con ellas. En ambos casos, estas jóvenes sinceras preguntaron por las creencias de estas adventistas y continuaron intentando saber qué las hacía diferente hasta que descubrieron nuestra fe.

Una de ellas se bautizó hace un tiempo, la otra ha vivido esta experiencia solo en enero de este año, así que está apenas descubriendo a Dios y a la iglesia, ha sido mi privilegio compartir mi formación con personas así, tan jóvenes en la fe, tan sorprendidas de nuestras verdades, tan agradecidas.

Confiando en Dios

La verdad es que en varias ocasiones, sobre todo al llegar el primer día y el último día que Alex ya tuvo que marcharse, desee huir a la seguridad de mi hogar, mi familia y mi idioma. Me pregunté en varias ocasiones que hacía allí. Pero al terminar todo, al ver que sin traductora tampoco me moría; al recoger los testimonios, al conocer a Karen y Zlatko, al escuchar sus luchas, sus victorias, su trabajo para el Señor, pude comprender que yo en primer lugar necesitaba vivir esta experiencia para fortalecer mi fe en Dios. Mi fe en lo que él me inspira para compartir con la iglesia y confiar en ambas cosas, ofreciendo con seguridad y descanso en Él.

Creo que estoy lista para continuar con mi trabajo en España, a pesar de los aciertos y errores, estoy lista para seguir adelante con la seguridad de su presencia, su dirección y su compañía.

Autora: Maijo Roth, responsable de MIAF+ (Ministerio de Infancia, Adolescencia, Familia y 60+) de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en España. 

Hay un comentario

  • Fracisco Chia dice:

    Excelente testimonio de tu experiencia en Croacia !! Tu trabajo ha traspasado fronteras , sin saberlo , porque cuando se trabaja para el Señor no hay frontera que lo pare !
    Celebró que Alex te haya sido de buena ayuda y compañía !! Ella también hace una gran labor para El Señor
    Un abrazo con cariño !! Francisco Chia

Deja un comentario