Skip to main content

Del 13 al 15 de enero, Entrepeñas fue el escenario del primer encuentro espiritual de aspirantes al ministerio en internship y sus familias, en conjunto con sus mentores. Dicho encuentro fue organizado por el equipo de la UAE (Unión Adventista de España) y AMAF (Asociación Ministerial para el Área Femenina), con el objetivo de formar, instruir y alentar a las nuevas familias que se incorporan al ministerio.

El evento comenzó el viernes por la noche con la presentación de cada familia y la ponencia del pastor Josué Reta. El secretario general de la UAE destacó que el internship es un periodo de prueba para todos, no solamente para el aspirante, sino para la esposa, la iglesia y la organización. Su texto base fue 1 Timoteo 1: 18 y resaltó el concepto de «hijo» como el apropiado para la persona a la que se mentoriza.

El mentor y el aspirante a pastor

Respecto al mentor, se mencionó que es el pastor que internalizará los conceptos y potencializará las principales KPI´s* en el aspirante a pastor. Desarrollará la excelencia en guiar a las personas a Jesús, en la atención personal y pastoral (mentoría), y en la predicación. Por lo que el mentor ha de cuidar y velar para que esto se realice.

Por su parte, Richard Ruszuly compartió una descripción general del periodo de intership con un enfoque en el llamado que Dios hace para cada uno de sus hijos. Citando a Elena White, enfatizó la importancia de la consagración y el enorme potencial que puede tener un pastor espiritual donde hay diez que no lo son. Al mismo tiempo describió las características de la buena relación entre mentor y aspirante.

Jesús es el Pastor

El sábado, Óscar López citando a Elena White, recalcó que el Príncipe de los pastores es Jesús y que el resto son solamente «subpastores». «No puedes pastorear a menos que estés seguro de que amas a Jesús», fueron sus palabras finales, tomando como base la pregunta que Cristo le hizo a Pedro: «¿Me amas más que a estos?»

El sábado por la tarde hubo tiempo para que los mentores interactuaran con sus pastores a cargo, y AMAF organizó una reunión con las esposas.

El domingo la reunión se centró en temas de tesorería que presidieron Marc Gelabert y Livia Ivascu. Esta fue una gran oportunidad para hacer preguntas y aclarar dudas respecto a salarios, tesorería de la iglesia y gestiones administrativas con la Unión. Se finalizó el encuentro con una oración de consagración y protección para el viaje.

Alabanzas y worship 

Durante los tres días que duró el encuentro, el ambiente se perfeccionó con las alabanzas del worship. También disfrutamos de las caminatas, las matutinas de oración y la fraternidad que se vivió entre todos los asistentes. Sin duda alguna este evento ha sido una bendición para quienes pudimos participar de él y se pretende, en un futuro, programar otro retiro espiritual en aras de beneficiar a las familias ministeriales nuevas y a los mentores.

*La palabra KPI proviene de las siglas de la frase Key Performance Indicators, esto se traduce como «indicadores claves de desempeño”.

Autor: Charlie Domínguez, pastor en internship en Menorca e Inca.

Deja un comentario