Para el sábado 20 de enero de 2018.

Esta lección está basada en Mateo 11:1-15 y “El Deseado de todas las gentes”, capítulo 22, pp. 191-202.

  • La situación que hace dudar a Juan
    • Juan vivía en el desierto y muchas personas le escuchaban.
    • De repente, fue encarcelado por Herodes en una mazmorra.
    • Sus discípulos tenían permiso para visitarlo, le traían noticias de Jesús y le hacían preguntas.
    • En la inactividad y soledad de la cárcel, y a causa de las preguntas de sus discípulos, comenzó a tener dudas.
      • ¿Por qué Jesús no hace nada para liberarme?
      • ¿Por qué Jesús no ocupa el trono de David y pone fin al yugo romano?
      • ¿Es Jesús en realidad el Mesías?
      • ¿Mi mensaje ha sido en vano? ¿No he sido fiel a mi misión?

Explica la diferencia entre dudar porque no quieres creer (o no quieres obedecer), o dudar porque no entiendes algo.

Aunque, como Juan, estés pasándolo muy mal, no hay motivos para dudar de la fidelidad de Dios (Salmo 91:4).

  • Juan plantea sus dudas
    • Juan no renunció a su fe en Jesús. Recordaba al Espíritu Santo descendiendo sobre Él y las profecías bíblicas que atestiguaban que era el Mesías.
    • Para evitar que sus dudas le apartasen de su fe, envió a dos de sus discípulos para que le preguntasen directamente a Jesús si era el Mesías o habrían de esperar a otro.

Todos tenemos dudas. ¿Qué haces para resolver tus dudas?

  • Jesús responde
    • Cuando le preguntaron, Jesús no respondió. Siguió todo el día con su actividad normal.
    • ¿Qué hizo ese día Jesús?
      • Hizo ver a los ciegos.
      • Los sordos oían su voz.
      • Tocaba a los leprosos y sanaban.
      • Hacía desaparecer toda enfermedad.
      • Hacía vivir a los que estaban a punto de morir.
      • Los endemoniados recobraban la razón y le adoraban.
      • Enseñaba con sencillez las verdades del reino de los cielos a todos.
    • Finalmente, les dijo a los discípulos de Juan que le contasen lo que habían visto.

Qué has visto y escuchado tú de Jesús?

  • Juan deja de dudar
    • Juan vio que Jesús cumplía la misión que la Biblia asignaba al Mesías, y creyó.
    • Entonces, encargó a sus discípulos que siguieran a Jesús.
    • ¿Cómo las respuestas de Dios a tus dudas te han ayudado a tomar decisiones en tu vida?

Resumen: Podemos acudir a Dios con nuestras dudas, y Él entenderá y responderá.

Resumen, y selección de materiales, de Eunice Laveda, miembro de la Iglesia Adventista del 7º Día en Castellón. Responsable, junto con su esposo Sergio Fustero, de la web de recursos para la E.S. Fustero.es 

Foto: Wil Stewart en Unsplash

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la Revista Adventista. La Revista Adventista se reserva el derecho de aprobar, ocultar o excluir comentarios que sean ofensivos y que denigren la imagen de cualquier persona o institución. Tampoco serán aceptados anuncios comerciales. Por favor, que tu comentario sea respetuoso y cortés con el autor y con otros lectores.